Tres puntos básicos del email marketing

Resumir conceptos es uno de los ejercicios más difíciles con los que hemos de trabajar en nuestro día a día, pero, sin duda, es uno de los ejercicios más útiles para organizar lo que hacemos y lo que queremos conseguir. ¿Practicamos?

Sintetizando lo ‘insintetizable’, llegando al ‘abc’ más básico del email marketing, para hacer campañas exitosas y efectivas hay que enfocar la composición del emailing desde tres perspectivas complementarias e indivisibles:

Contenido. El texto puro y duro que compondrá el mensaje y la línea de asunto. Son palabras y frases, sí, pero hay que saber elegirlas adecuadamente para despertar el interés de tu receptor, transmitir lo que quieres contar y conseguir el efecto esperado. ¡Tela!

Estética. Hacer algo bonito no siempre es hacer algo bien hecho, y menos en email marketing. Utilizar una plantilla vistosa o una imagen espectacular, que, a priori, nos hace ver un email atractivo, puede ser, incluso, contraproducente para que ese envío llegue a su destino. Como siempre, adecuar el mensaje (forma y fondo) al medio es la clave.

Tecnología. Debe existir una base profesional para conseguir resultados profesionales. La pregunta es ‘¿quiero hacer email marketing o lo que quiero es hacer un envío masivo?’ Incorporar una aplicación de email marketing a la estrategia de la empresa resulta imprescindible para no dejar nada atrás: temas como poder hacer fácilmente el seguimiento o la gestión de bajas han de ser vitales para una correcta gestión de las campañas.

Descuidar alguna de estas patas del banco nos dejará cojos seguro, impidiendo que lleguemos a donde nos hemos propuesto. No vale hacer algo bonito y mal redactado o utilizar una plantilla perfecta para hacer envíos con Outlook, porque nos dejamos atrás mucha ‘chicha’ útil. Y es que, a veces, olvidamos que el email marketing es eso: marketing a través del email. No deja de ser una vía más para alcanzar metas globales y captar o fidelizar clientes y no un mero envío de un email a ver qué pasa.

Encontrar el camino y el equilibrio para llegar a ese punto donde reside el éxito no es sencillo, ni en email marketing, ni en muchas otras facetas de la vida. En mi opinión, la clave está en la práctica. Probar y probar hasta dar en el blanco. Nadie dijo que fuese fácil.

María Capón Gómez. The marketing experience



	    

Deja un comentario

Top